Cómo hacer un atrapasueños con tus niños

En mi artículo de la semana pasada te contaba cuál es mi sueño. Si has decidido volar y compartir tus sueños conmigo, tengo una buena idea para representar nuestra lucha para conseguirlos y protegerlos.

Hagamos juntos un atrapasueños.

¿Qué te parece?

Tu pequeño estará encantado de ayudarte, y si le explicas el significado del atrapasueños, todavía más.

Hacer un atrapasueños puede ser una actividad muy terapéutica y gratificante, tanto para la gente mayor como para los niños. Con esta actividad se trabaja la motricidad fina, la concentración y la creatividad.

Si me conoces un poco ya sabes que me gusta la fantasía, soñar despierta y conectarme con la madre tierra. Creo en la energía de los árboles y en la fuerza de un rayo de sol.

Así que no te sorprenderá que crea también en la leyenda que envuelve a los atrapasueños…

Es una leyenda muy bonita, y quiero que tú también la conozcas. De esta manera entenderás el significado místico de los atrapasueños, y sabrás de dónde provienen.

Puedes aprovechar para contársela a tu hijo a modo de cuento. Además de que le encantará, podrás pasar un rato agradable con él y fortaleceréis vuestros vínculos.

Atrapasueños

 

Atrapasueños o cazador de sueños

Te voy a explicar dos técnicas para hacer los atrapasueños.

La primera técnica es más complicada y laboriosa, y la usaré para crear el atrapasueños más grande. Es la técnica que se suele usar habitualmente.

En cambio, para crear los atrapasueños más pequeños te mostraré una segunda técnica más sencilla y más práctica. De este modo la podrán realizar los más pequeños, y también aquellas personas que no tengan tanta paciencia y destreza a la hora de hacer manualidades.

Nuestro atrapasueños será muy sencillo, pero tendrá un gran significado en nuestra familia. Espero que en la tuya también sea así. 😉

 

Necesitas…

Materiales para crear un atrapasueños

  • alambre o círculos de plástico
  • hilos de bordar de diferentes colores
  • abalorios (piedras, cuentas, conchas…)
  • plumas
  • cola de silicona o pegamento

 

Personalizando nuestro atrapasueños

En mi caso haré un círculo grande y lo forraré en dos colores: azul oscuro (que representará a Leo) y azul claro (que me representará a mí).

Luego haré dos círculos más pequeños que representarán nuestro amor, es decir, a nuestros dos hijos.

Este es el significado que tendrán los círculos en nuestra familia, pero tú puedes hacerlo como quieras: solo con un círculo, o bien con varios.

Ya conoces mi lema: ¡imaginación al poder!

 

Primera técnica para hacer un atrapasueños

Haz un círculo grande con el alambre, y fórralo con los dos colores.

Círculo grande para hacer un atrapasueños

Esta es la técnica más complicada, pero con paciencia y tesón se consigue forrar todo el círculo.

Forrando el alambre con hilo azul claro

Si la concentración y la habilidad manual son tu fuerte, podrás forrarlo con esta técnica sin grandes problemas. Si no es así, no te preocupes: como te dije antes, más adelante te facilitaré otra técnica más sencilla.

Una vez que tengas todo el círculo forrado pasarás a hacer el interior del atrapasueños, es decir, la red.

Para ello deberás dividir el círculo en 8 partes iguales, marcándolo con un jaboncillo de tela. Para que las distancias te queden bien puedes ayudarte con un hilo o con una regla, tal y como se muestra en las siguientes imágenes.

Dividimos el círculo por la mitad Marcamos la otra mitad Hacemos una nueva división La última división del círculo

Debes hacer 8 porciones iguales, como si se tratase de un bizcocho. Te quedará un octógono como este:

Círculo dividido en 8 partes iguales

Recuerda ir marcando las señales con el jaboncillo.

Señalamos la división con jaboncillo Señales que indican por dónde pasará el hilo para crear el atrapasueños

Tejiendo la red

Cuando el círculo esté forrado con hilo y tengas todas las marcas hechas, le tocará el turno a la red del atrapasueños.

Tejemos la red
Corta el exceso de hilo que te sobre después de hacer el nudo.

En la primera marca anuda un trozo de hilo. Procura que te quede hilo suficiente como para tejer toda la red.

Truco: para que el hilo no se enrede todo el tiempo, te aconsejo que prepares pequeñas madejas. Pide a tu pequeño que te ayude. Es algo que disfrutará mucho, y de paso trabajará la motricidad fina y la confianza en si mismo. 

Haciendo pequeñas madejas de hilo
Tu pequeño puede encargarse de hacer pequeñas madejas de hilo.

Una vez hecho el nudo inicial, pasa el hilo por encima de la marca de jaboncillo y llévalo hacia atrás del círculo.

Se inicia el proceso para formar la red del atrapasueñosPasa el hilo de atrás hacia delante de nuevo, haciendo que la madeja pase por el centro (entre el aro y el hilo).

Haciendo los nudos para formar la red del atrapasueños

Se formará un nudo. Apriétalo bien fuerte, y repite la operación en todas las marcas.

Te quedará algo así:

La base de la red del atrapasueños

Ahora se trata de hacer lo mismo que antes, pero esta vez pasando el hilo por en medio del que hay entre las marcas. De esta forma irás tejiendo poco a poco la red.

Entretelando la telaraña del atrapasueños
El primer paso puede que sea el más complicado. Para que el hilo te quede justo en la mitad, enróllalo hasta llegar al medio del hilo y hazle un nudo.

Sin soltar el hilo, haz un nudo para que te quede justo en medio.

Tejemos la red

Realiza este paso tantas veces como sea necesario, hasta que llegues al inicio del atrapasueños.

Segunda vuelta de hilo de la red del atrapasueños

Ahora se trata de ir repitiendo el paso anterior, pero pasando el hilo por la segunda vuelta del hilo del atrapasueños.

Dando forma a la redDe esta manera se irá formando tu “telaraña”.

Cuantas más divisiones hagas al principio, más cerrada te quedará luego la red. Con 8 partes queda muy bien, y puedes dejar el agujero del centro para atrapar tus malos sueños. 🙂

Una vez acabado, puedes decorarlo a tu gusto con piedras, perlas, conchas o con cualquier abalorio que tengas por casa.

En mi caso le pegué unas piedrecillas brillantes con un poco de silicona fría en los nudos.

Una vez decorado, mi círculo grande quedo así:

Círculo grande del atrapasueños decorado

 

Segunda técnica más sencilla para los niños

Para hacer los círculos de los más pequeños cambiaremos de técnica, y no solo para forrar el alambre sino también para tejer la red del atrapasueños.

Para realizar esta técnica debes dejar el alambre recto, sin cerrar el círculo hasta que no esté forrado del todo.

De este modo a los niños les resultará más fácil, ya que el hilo no se les enrollará tanto. Además, como el círculo no estará cerrado también les costará menos manipularlo.

Para ayudarlos todavía un poco más, al inicio del proceso sujeta un poco de hilo al alambre con un trocito de celo o de cinta americana. De este modo la hebra no se escapará, y el peque podrá iniciar el proceso de forrado sin complicaciones.

Atando la hebra al alambre

Enrollando el hilo en el alambre Dándole forma al atrapasueños Forrando el alambre recto sin hacer todavía el círculo

Una vez que el pequeño termine de forrar el alambre, dale forma el círculo y ciérralo con el hilo.

Los aros pequeños ya terminados de forrar con el hilo
Una vez forrado el círculo habrá que elegir el color para tejer la red. Júlia eligió el rosa, y Pau el verde.

Y ahora… ¡a tejer como pequeñas arañitas!

Truco: es aconsejable que los más pequeños disfruten de los trabajos manuales. De esta forma se sienten reconfortados y orgullosos de crear algo con sus propias manos. Si su experiencia es gratificante, querrán repetirla y adquirirán seguridad en si mismos. Es preciso facilitarles la tarea al máximo hasta que adquieran destreza y confianza. 

En el caso de los más pequeños, aunque el atrapasueños no quede tejido como “supuestamente” debería quedar, te aconsejo que los dejes a su aire para que puedan disfrutar al máximo de la actividad.

Cómo lo hicieron mis peques

Atrapasueños de Pau Trabajando en sus atrapasueñosA Júlia, de 4 años, le costo un poco más sujetar el hilo sin que se le escapase. Ambos tenían ganas de hacerlo sin mi ayuda, así que Pau se portó como un buen hermano mayor y ayudo a Júlia sin que le dijera nada.

Pasar un ratito juntos fortalece los vínculos, no solo entre padres e hijos sino entre los peques también. Vale la pena esforzarse para sacar tiempo.

Acabando los atrapasueños
La cooperación, la clave del éxito.

Ayudándose para acabar el atrapasueños

¡Y ahora, a decorar!

Puedes utilizar lo que tengas en casa: desde las piedras que recogiste aquel día en la playa hasta cuentas o abalorios que tengas por ahí.

Decorando los atrapasueños

Imaginación al poder: deja volar tu creatividad…

Los pequeños atrapasueños ya terminados
Toda una obra de arte cargada de significado.

 

Y a ti, ¿cómo te ha quedado?

Ya sabes que puedes compartir conmigo tu experiencia, o hacer todas las preguntas que quieras a través de los comentarios.

Comenta sin miedo, puedes estar seguro de que te responderé. Los comentarios son gotitas de lluvia que me hacen crecer.

¡Participa! 😉

 

Si necesitas productos para tus creaciones, hecha un vistazo a la sección de materiales para cartonaje.

Sagra Rodríguez

Mis dos vocaciones son el trabajo con los niños y las manualidades, y disfruto mucho compartiendo mis creaciones de cartón reciclado. Me encantaría que intercambiáramos ideas en las redes sociales.

Latest posts by Sagra Rodríguez (see all)

2 comentarios en “Cómo hacer un atrapasueños con tus niños

Deja un comentario